Holanda y Argentina reeditarán un duelo clásico por un boleto a la final

Arg vs HolHolanda y Argentina se enfrentarán en semifinales en lo que será una reedición de un viejo duelo que se remonta hasta 1974, siendo ésta, la primera ocasión en que ambas selecciones disputaran un encuentro por Copa del Mundo.

Curiosamente, a pesar de tanta historia, el duelo que vivirán en la actual edición mundialista será el quinto encuentro por la máxima competición del fútbol de selecciones, en los que la Naranja holandesa lleva la delantera en el apartado de victorias con 2, sumados a un único empate y una victoria para la albiceleste, ésta, de todas, la más importante, porque significó vencer a Holanda en la final de Copa del Mundo en 1978.

En ese primer antecedente mundialista, la Holanda mecánica ya ostentaba a uno de los grandes futbolistas del mundo, Johan Cruyff, quienes en el Mundial de 1974 vencieron contundentemente a la albiceleste por 4-0, precisamente Cruyff anotaría 2 goles en el encuentro válido por la 2a ronda del grupo A.

Cuatro años más tarde volverían a encontrarse, pero esta vez, en territorio argentino, con ocasión de disputar la final de Copa del Mundo del ’78. La albiceleste, de la mano de Mario Kempes (con un doblete) y otro gol más de Bertoni, alzarían el primero de sus dos títulos de campeón mundial, doblegando a la Naranja mecánica de Johan Neskeens, que nuevamente se quedaba a las puertas de lograr su primer corona mundialista.

Los cuartos de final del Mundial de Francia ’98 deparaban un espectacular encuentro entre argentinos y holandeses. Argentina. de la mano de Simeone, Batistuta, Ortega, Verón, Claudio López o Zanetti intentaban acceder a una semifinal, pero antes, debían vencer a una de las generaciones holandesas más talentosas que se haya visto en los últimos años: Edwin van der Saar. Ronald y Franck de Boer, Phillip Cocu, Edgar Davids, Dennis Bergkamp y Patrick Kluivert. Un duelo táctico y técnico que dejó como ganador a Holanda, gracias a un verdadero golazo de “Iceman” Dennis Bergkamp, quien controló un balón largo adentro del área y ante la salida del ratón Ayala se la pasó en medio de las piernas y definió al segundo palo de Roa. Un gol que quedaría marcado en muchos como una verdadera obra de arte y talento y daba paso a una nueva eliminación para Argentina en la historia de los Mundiales. Mientras, Holanda, a pesar de su plantilla, de su juego y de su siempre candidatura a ser campeones se quedarían nuevamente a la orilla de un campeonato del mundo.

El último antecedente entre estas dos potencias se dio en el Mundial de Alemania 2006, en la fase de grupos, en el que ambas selecciones jugaron un intrascendente empate sin goles que los clasificó a ambos para jugar los octavos de final de dicho torneo.

El próximo miércoles se definirá cual de ellos clasifica a la gran final, que sin duda se anticipa a una hipotética final en cualquier copa del mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s